lunes, 27 de enero de 2014

CALLE VELARDE Y CALLE SÁNCHEZ MÁRQUEZ





La calle Velarde comienza en Tirso de Molina y termina en la calle Mariana de Arteaga. Tiene dos zonas bien diferenciadas, como todas estas calles que se han ido alargando ocupando terrenos de antiguas huertas.


Rótulo de la calle en su inicio, nuevamente tenemos que denunciar la falta de cuidado que tienen los instaladores de los cableados.


En esta calle encontramos una de las casa más bonitas de la Isla, es conocida como la Casa Mora. Tiene dos portadas,  que corresponden al nº 6 y al 8, y cuenta con otra entrada por la calle Sánchez Márquez, con el nº 1A.


Esta finca ha servido de patio de vecinos durante muchos años y hace poco fue restaurada por ESISA y en ella viven varias familias. Los cierros son de gran originalidad con una decoración en el herraje muy característica de la Isla pero en este caso dispuesta de diferente forma lo que los hace fácilmente reconocibles.


    Puerta nº 6


Portada nº 8 por la que se accede a un sencillo pero bonito patio. La chambrana es de gran belleza y debió ser la entrada principal de la casa ya que la del nº 6 está menos elaborada aunque igualmente bella.


Las almenas son de gran belleza y se conservan en muy buen estado.


Detalle de la decoración que remata la almena.

Rótulo de la calle situado en una fachada junto a la calle Lope de Vega.


En esta zona, casi a mitad de la calle comienza la diferencia en sus edificaciones, dejamos atrás la zona antigua, por así decirlo, y nos adentramos en la zona nueva. En la foto tomada hacia el inicio de la calle queda la parte más antigua.



La zona nueva comenzó con la construcción de la Barriada de los Mil Colores en el año 1965.


Último tramo de la calle tras atravesar la calle Mariana de Arteaga.

 Velarde es la denominación antigua y popular de esta calle. En los archivos aparece también con el nombre de San Joaquín y Santo Tomás, y con el de San Juan Crisóstomo.

Pedro Velarde y Santillán (Muriedas, Cantabria, España, 19 de octubre de 1779 – † Madrid, 2 de mayo de 1808) fue un militar español, destacado por su participación en el levantamiento del 2 de mayo de la Guerra de la Independencia Española. Su nombre va siempre ligado al de Daoíz.
Tras el fracaso de su plan de levantamiento general urdido con Luis Daoíz, ya en 1808, Velarde siguió en su destino hasta que, en la mañana del dos de mayo, al escuchar los primeros disparos, lo abandonó exclamando: Es preciso batirnos; es preciso morir; vamos a batirnos con los franceses.

Se dirigió al Parque de Artillería de Monteleón, en el que desarmó a la guardia francesa que vigilaba que los españoles no fabricaran más munición de la normal, convenció a Daoíz de que era necesario dar armas al pueblo y entre ambos prepararon la defensa del cuartel.
Cuando Daoíz ya había caído, Velarde fue mortalmente herido por un disparo a quemarropa de un oficial de la Guardia Noble polaca. Velarde fue enterrado en la iglesia de San Martín esa misma noche junto a Daoíz y otros soldados españoles.
El 2 de mayo de 1814, sus restos fueron trasladados, junto con los de Luis Daoíz, a la colegiata de San Isidro el Real como homenaje a su sacrificio. Hoy reposan en el cenotafio que en su honor se erigió en 1840 en el Monumento a los héroes del Dos de Mayo del Paseo del Prado de Madrid. Los dos leones de bronce que adornan la entrada principal del Congreso de los Diputados en Madrid, fundidos en la Real Fábrica de Artillería de Sevilla, reciben los nombres de "Daoíz y Velarde" en honor a ambos militares españoles.


G

Rótulo de la calle Sánchez Márquez.


La calle Sánchez Márquez comienza en la calle Malaspina y termina en la calle San Marcos.


En el primer tramo de la calle, haciendo esquina con la calle Velarde se encuentra la citada Casa Mora, que tiene una entrada por esta calle y cinco hermosos cierros, así como siete preciosas almenas.


Los cierros no están cerrados y como ya hemos comentado tienen un original herraje.


Esquina de la Casa Mora.


En esta imagen vemos cómo han sido restauradas las fachadas de la casa; la fachada principal con los sillares de piedra a la vista y la lateral que está revocada y pintada.


Detalle del laborioso trabajo de la cornisa en la esquina.


Almena de esquina.


Imagen de todo el recorrido de la calle tomada desde San Marcos. Al fondo la calle Malaspina.

Esta calle ha tenido el nombre de La Encarnación como aparece citada en el padrón de fincas isleñas del año 1779. Popularmente se ha conocido como calle de Ntra. Sra. de la Concepción.
En el año 1865 aparece como Santa Eulalia, en este caso por carecer de denominación oficial y por Real Orden de 24 de febrero de 1860. 
El 4 de noviembre de 1887 se denominaba Ntra. Sra. de la Concepción o Concepción.
Y también aparece como Encarnación. 
El nombre actual se propuso por primera vez el 21 de diciembre de 1894 y fue aprobado en segunda propuesta del 28 de julio de 1895.


La calle Sánchez Márquez está dedicada al pintor isleño nacido en el año 1818 y fallecido en 1894. A este artista se debe el cuadro de la Inmaculada Concepción que se encuentra en la Parroquia de San Francisco, es un óleo de 243,5 x 161 cm., donado por la familia Castañeda, descendiente del autor. Fue el pintor más prolífico de su época y residió en la Alameda Moreno de Guerra.




1 comentario:

  1. SALUDOS, ME LLAMO JOSE A. CASTAÑEDA VILA. MI ABUELO SE LLAMABA JOSE CASTAÑEDA MARQUEZ, Y LOS DOS APELLIDOS DE ÉL APARECEN EN EL PRESENTE REPORTAJE. ¿ALGUIÉN SABE QUE RELACIÓN PUEDE HABER?

    ResponderEliminar